Cinco buenas razones para ir feliz a un hospital

Todos conocemos, aunque no lo recordemos, que existen grandes razones para acudir feliz a un establecimiento sanitario. Y prácticamente todo el mundo las ha vivido alguna vez. Enumeremos algunos motivos de felicidad por ir a una clínica:
  1. Para nacer uno mismo. Fue la primera vez que "nos llevaron" a un hospital, dado que ahora es muy infrecuente venir al mundo en otro tipo de lugar.
  2. Para ver a recién nacidos, siempre de la familia o de amistades muy cercanas. 
  3. Para trabajar o ir formándose como sanitario, en medicina, enfermería, servicios auxiliares, docentes en aulas hospitalarias,... y contribuir a mejorar la salud de nuestros conciudadanos.
  4. Para colaborar como donante vivo de sangre, médula,... que será un regalo vital para otros seres humanos.
  5. Para apoyar, asistir o colaborar en alegrar la vida a quienes están hospitalizados,... en esas visitas a pabellones infantiles, o de acompañamiento de enfermos,... como los limpiacristales de hospitales del vídeo inferior.
  6. ¿A alguien se le ocurren alguna más, otra fuente de felicidad en un hospital? Seguro que nos dejamos muchas en el tintero. Podéis completarlas en los comentarios.
Y lo mejor de todo es que, en todos estos casos y en los restantes, la máxima causa de felicidad es salir del hospital, a ser posible con más salud o más personillas que al ingresar.

1 comentarios:

eraser Juan José Calderón Amador dijo...

jajajaja ... ehorabuena maeztro ... me jartao reí ... con felicidá ... salúos y salú desde Zeviya CalYFlato IndePendiente ... con educación y con un pan bajo el brazo , .. como decimos aquí ;-)

Publicar un comentario en la entrada