Fascinación por Apple


IMG_0288rec
Aunque tardíamente, nos hemos rendido ya sin condiciones al embrujo de Apple,... en sus equipos que no son ordenadores. Desde mediados de los '80 conocimos desde su nacimiento sus productos referenciales, incluido aquel mágico primer Macintosh 128K Mac de la primera generación que nos disputábamos en Cered-Hegaka. Nuestro reconocimiento se demuestra en la creación de una cuidada etiqueta Apple que usamos en este blog.
iPod touch de 2007, iPhone 4 blanco de 2011 y iPad de 2010
En 2007 caímos en la primera tentación, sabiendo que abríamos una senda que frecuentaríamos, al adquirir nuestro primer producto Apple: Un iPod touch como regalo navideño. No nos decepcionó, nunca lo ha hecho un producto Apple siempre que sepamos exactamente qué esperamos de él. Como cuando en mayo de 2010 nos llegó nuestro iPad (recién llegado a nuestro país).

El iPhone se hizo esperar. Con el iPhone inicial y con el 3G, nos retrajeron las desorbitadas tasas de datos a través de telefonía móvil, fenómeno que se va encauzando en los últimos meses (prometemos un post ya semieleborado con las mejores tarifas). Pero llega el verano y, sin aguardar al iPhone 5, nos damos el capricho veraniego de un iPhone 4 blanco (algunas primeras fotos del unboxing).
iPhone 4 a la espera del micro-SIM
Ahora nos queda esperar al 14 de junio para la llegada de una tarjeta SIM de Euskaltel, compañía a la que compañía a la que encomendamos -pudiendo elegir- toda la telefonía, televisión e Internet por cable-módem. Hemos pedido la portabilidad desde Yoigo, a fin de aprovechar una tarifa algo mejor en Euskaltel y sobre todo, por la excelente propuesta (que no campaña) denominada m3gusta que ofrece gratuitamente datos en hasta tres móviles sólo por mantener Internet desde el teléfono fijo de un hogar. Nos encanta que es gratis, para siempre, sin límite de navegación (aunque al de 100 MB baja la velocidad a 128/64 Kbps), sin compromisos adicionales de permanencia,...

Por la impaciencia, al recibir el iPhone el pasado 7 de junio, hemos preguntado en Twitter sobre la transformación de una SIM en una micro-SIM. Inmediatamente @ nos respondió sobre cómo convertir una SIM en una micro SIM, y nos sugierió una "template", por si nos decidíamos a transformar una tarjeta SIM en una reconvertida micro-SIM. Por ser unos días muy atareados hemos decidido esperar sin arriesgarnos a quedarnos sin línea dos días y os contaremos este semana entrante cuál es nuestra primera sensación con el robusto iPhone.

Más posts sobre el iPhone, incluidas las aplicaciones básicas del iPhone 4.

1 comentarios:

.J dijo...

Mikel, yo ya he perdido la fascinación por Apple con mi iPad hace meses. Al principio creí que eran aparatos "cerrados" por reforzar la seguridad. La aparición de iCloud me ha convencido de que cierran los dispositivos para que pagues el elmacenamiento e intercambio de ficheros. Facinante!

Publicar un comentario en la entrada