Doctor Google: El nuevo médico de cabecera

Doctor Google: El nuevo médico de cabecera
Según encuestas del INE, el 69% de la población española utiliza Internet a diario, y de este porcentaje, casi el 65% se ha conectado en los últimos tres meses en busca de información sobre temas de salud. Estos datos dejan claro que tenemos un nuevo “médico de familia” en casa, el DOCTOR GOOGLE

Así lo llaman, y es que hay evidencias más que claras de que poco a poco la búsqueda de síntomas y problemas de salud gana terreno en internet. Según datos recogidos por la propia empresa, las búsquedas sobre salud más realizadas en los últimos años empiezan por cómo evitar los gases, la ansiedad o la caída de cabello, seguido de cómo evitar los ronquidos o cómo solucionar el mal aliento.

Debido a esto, ha aparecido el término 'Cibercondría', que no es más que un tipo de hipocondría que ha aparecido en los últimos años a raíz del aumento de autodiagnósticos en la red. Los pacientes llegan a las consultas preocupados, ya que se han autodiagnosticado gracias a Internet, lo que en parte dificulta la tarea del médico, que ha de convencer, en caso necesario, de que, por ejemplo, los gases que se sufren, son simplemente causa de una mala digestión y no de un problema mayor. 

Por otra parte, tenemos el caso a posteriori, pacientes que tras acudir a la visita médica consultan en Internet el diagnóstico que se les ha dado. Con esto no quiero decir que consultar en Google esté mal, o que creer a ciegas a tu médico sea lo correcto, pero se nos está yendo de las manos. Debemos de confiar más en los profesionales de la salud, que para eso dedican parte de su vida para prepararse, para serlo, y dejar la tecnología e internet para seguir preguntando a dónde podemos ir a cenar.
Doctor Google: El nuevo médico de cabecera
Muchas personas recurren al 'Doctor Google' para autodiagnosticar sus síntomas de salud y buscar asesoramiento médico, pero los verificadores de síntomas en línea sólo son precisos aproximadamente un tercio de las ocasiones. La investigación también encontró que el asesoramiento brindado sobre cuándo y dónde buscar atención médica era preciso el 49% del tiempo. Si bien puede ser tentador utilizar estas herramientas para descubrir qué puede estar causando sus síntomas, la mayoría de las veces no son fiables, en el mejor de los casos, y pueden ser peligrosos en el peor. 

El peligro del autodiagnóstico o "El efecto 'Cibercondría': Los verificadores de síntomas online pueden proporcionar una falsa sensación de seguridad. "Todos hemos sido alguna vez 'cibercondríacos' y de googlear a la primera señal de una molestia o dolor de cabeza". Pero la realidad es que estos sitios web y aplicaciones deben ser vistos con mucha precaución, ya que no conocen el historial médico u otros síntomas del contexto del paciente. Para las personas que carecen de conocimientos sobre salud, pueden pensar que el consejo que reciben es preciso o que su condición no es grave cuando puede serlo.

1 comentarios:

Venan dijo...

El mejor método para demostrar el uso de Google como motor de búsqueda para cualquier aspecto, pero que en este caso, aplicado a la salud y especialmente a la reciente pandemia puede observarse en los resultados de Google Trends para España: https://trends.google.es/trends/story/US_cu_fPcT5XABAAAfkM_en
El Doctor Google sustituye a la enciclopedia que se consultaba antiguamente. No sirve de nada sin la interpretación de un profesional sanitario, y ha de servir para estar adecuadamente informados. Todos, cuando recibimos una analítica con “estrellitas” miramos en Internet cuáles son los valores normalizados y a qué se puede deber esa anomalía en los resultados. Los profesionales sanitarios son conscientes de ello y deben de tenerlo en cuenta, tranquilizando y explicando a las personas pacientes el significado y su aplicación. Antes el conocimiento lo tenía el médico, el ingeniero, el profesor (todos así en masculino). Ahora de la misma manera que ya el mundo no es de ese género, sino diverso, también todas las personas que ejercemos alguna profesión somos conscientes de que la memoria no sirve frente a Internet, siempre hay alguien que puede encontrar algo para desmentir una afirmación que tú dabas como cierta.
Yo hoy he estado en mi neumóloga e iba con las preguntas ya preparadas, pero sin ánimo de “ir de enterado”, sino para que la visita fuera provechosa para ambas. Los resultados han dado correctos y tengo que pasar mi siguiente control en seis meses. Otros resultados requieren de la intervención de otra profesional de la medicina y la pregunta del millón: “... habiendo tenido una Trombosis Venosa Profunda, que me ocasionó una Trombo Embolia Pulmonar Bilateral, y teniendo en cuenta que la Sociedad Española de Trombosis y Hemostasia recomienda la vacunación en todos los casos y con cualquiera de las vacunas disponibles de pacientes como yo, ...” “¿Si me llaman para vacunarme, hay algún inconveniente por tu parte en que me vacune?. Y su respuesta ha sido clara y rotunda, ningún inconveniente, vacúnate sin problema.
Mis datos me decían que era así, la profesional de la medicina que conoce mi caso, lo ratifica, ninguna duda. Esto es el doctor Google, bien utilizado.
La información bien utilizada lleva a buen lugar, como la tecnología. Un saludo. Venan.

Publicar un comentario